CardiologíaCiencia MedicaGastroenterología y enfermedades del hígado

Los probióticos pueden ayudar a reducir el riesgo de aterosclerosis

Un estudio especial, de la Universidad de Western Ontario, demostró que el microbioma intestinal puede ayudar a reducir el riesgo de aterosclerosis. Su investigación ha demostrado una nueva correlación entre el microbioma intestinal y la aterosclerosis. Si se usa con éxito en la práctica clínica, los hallazgos sugieren fuertemente un papel para los probióticos como un nuevo tratamiento potencial para reducir el riesgo de enfermedad cardiovascular. Esto, según los investigadores.

El nuevo estudio fue recientemente publicado en la revista Aterosclerosis.

Antecedentes y contenido

La aterosclerosis, es una de las principales causas de ataque cardíaco y accidente cerebrovascular. Esto se midió como la carga de placa en las arterias carótidas.

Para comprender el papel que pueden desempeñar las bacterias en el intestino en la aterosclerosis, los investigadores examinaron los niveles sanguíneos de productos metabólicos del microbioma intestinal.

Estudiaron a un total de 316 personas de tres grupos distintos de pacientes: aquellos con casi tanta placa como se predice por los factores de riesgo tradicionales, aquellos que parecen estar protegidos de la aterosclerosis porque tienen altos niveles de factores de riesgo tradicionales pero arterias normales, y aquellos con aterosclerosis inexplicable que no tienen ningún factor de riesgo tradicional pero aún tienen altos niveles de carga de placa.

Los probióticos pueden ayudar a reducir el riesgo de aterosclerosis
Los probióticos pueden ayudar a reducir el riesgo de aterosclerosis

«Lo que encontramos fue que los pacientes con aterosclerosis inexplicada tenían niveles sanguíneos significativamente más altos de estos metabolitos tóxicos que son producidos por las bacterias intestinales», dijeron los responsables del hallazgo. Los investigadores observaron específicamente los metabolitos TMAO, p-cresil sulfato, p-cresil glucurónido y fenilacetilglutamina, y midieron la acumulación de placa en las arterias mediante ultrasonido carotídeo.

El estudio señaló que estas diferencias no podían explicarse por la dieta o la función renal, lo que indica una diferencia en la composición de sus bacterias intestinales.

Un nuevo tratamiento de la aterosclerosis mediante el uso de probióticos.

«Existe un consenso creciente en el campo de los microbiomas que funcionan por encima de la taxonomía. En otras palabras, las comunidades bacterianas no se definen tanto por quién está allí, sino por lo que están haciendo y qué productos están fabricando», comentó el co-autor del estudio.

El estudio indica que el microbioma intestinal juega un papel importante en el riesgo de aterosclerosis de un individuo, abriendo la puerta a nuevas opciones de tratamiento para aquellos pacientes con acumulación de placa inexplicable en las arterias.

El hallazgo y los estudios que se han realizado desde entonces presentan la oportunidad de usar probióticos intestinales para contrarrestar estos compuestos en el intestino y reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, según las conclusiones del estudio. La repoblación del microbioma intestinal es otro enfoque novedoso para el tratamiento de la aterosclerosis que surge de este estudio.

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar